El análisis de los datos de nuestra competencia, una labor imprescindible

8 noviembre, 2019
El análisis de los datos de nuestra competencia, una labor imprescindible

Las actividades que hay que tener en cuenta a la hora de iniciar un proyecto empresarial son tantas que es normal perder la cabeza en muchas ocasiones. Una de ellas es la de analizar la competencia, un factor que es realmente importante a la hora de saber si tenemos la posibilidad de triunfar en un entorno tan difícil como el de los negocios. La verdad es que tener bien analizados estos asuntos es de una importancia enorme para conseguir que nada pueda impedir que nuestra actividad se vea amenazada incluso antes de que se lleve a cabo.

La verdad es que el análisis de la competencia es un aspecto que no es en absoluto sencillo y que depende de un equipo, no solo de una persona. Se trata de una actividad multidisciplinar. Requiere de una visita a los puntos de venta de los negocios que constituyen nuestra competencia, el análisis de su modelo de negocio, del tipo de publicidad que hacen, de los tiempos en los que realizan una determinada acción, de la formación de sus empleados… La verdad es que se trata de un asunto que conlleva mucho esfuerzo y para la que hace falta el conocimiento de muchos profesionales.

El portal web Hablemos de Empresas hacía una especie de valoración acerca de la importancia que tiene analizar la competencia por parte de las personas que arrancan un proyecto empresarial. La verdad es que se trata de una de las cuestiones más arduas a las que nos podemos enfrentar una vez tomada la decisión de iniciar un proyecto de estas características. De hecho, es posible que, después de haber realizado este análisis, nuestra percepción sea diferente con respecto a la idea de base al habernos dado cuenta de algún aspecto que no habíamos tenido en cuenta al principio.

El portal web Emprende Pyme también hacía un pequeño análisis en lo que tiene que ver con todo este tema. En el texto, sigue la línea de lo que venimos comentando en los párrafos anteriores, apuntando además el hecho de que es necesario hacer una especie de análisis DAFO en el que se haga referencia a la cantidad de oportunidades, fortalezas y debilidades que tiene cada una de las empresas de la competencia. La verdad es que este tipo de cuestiones es básico para obtener el máximo número de datos posible de dichas empresas.

Hemos dado con un asunto que es clave: los datos. Gracias a ellos, podemos identificar una serie de tendencias que nos pueden dar, a su vez, pistas para desarrollar nuestra actividad. Podemos saber en qué se han equivocado las empresas que están en el sector antes que nosotros y evitar sus errores pasados. Sin que tampoco invirtamos demasiado tiempo, está claro que podemos obtener una información que es realmente importante y necesaria de cara a nuestras acciones futuras. Y esa es siempre una muy buena noticia para cualquier tipo de empresa. Todos los datos y cifras de las que podamos hacer acopio tienen una gran importancia.

La información es poder 

Dicen que la información es poder y la verdad es que esta afirmación lleva toda la razón. En el mundo empresarial, además, esto es todavía más evidente si cabe. Las empresas se encuentran interesadas en conocer cuáles son los datos oficiales de las empresas que constituyen su competencia y el de las tendencias en hábitos de consumo de la población. Acceder a una base de datos que sea pública y en la que podamos obtener información acerca de una actividad en concreto es algo que vale su peso en oro y que se ha convertido en una de las puntas de lanza en el análisis de la competencia de muchas empresas. Así nos lo han comentado los profesionales de una entidad como Camerdata, que se dedica precisamente a prestar este tipo de servicios.

Es evidente que, cuanta más información seamos capaces de adquirir, seremos más capaces de intervenir con el objetivo de hacer que la actividad a la que nos dedicamos sea todavía mucho más eficaz y eficiente. Desde luego, no cabe la menor duda de que esto viene siendo realizado por una mayoría de emprendedores con independencia de cuál sea esa actividad a la que prestan tantas horas a lo largo de cada jornada. Así es como estamos siendo capaces de identificar qué es lo que a cada una de nuestras empresas le hace falta.

Vivimos en un mundo en el que no solo tenemos que estar pendientes de qué es lo que viene ocurriendo en nuestro negocio, sino en el que es necesario tener una amplitud de miras y conocer de primera mano en qué tipo de cosas viene trabajando la competencia y qué resultados estimamos que le pueden estar dando. Ese trabajo, que es arduo y que no siempre se puede conseguir, es de una importancia tremenda para sacar adelante nuestra actividad y potenciar nuestra imagen de marca hasta límites que quizá nunca llegamos a sospechar.